2019-09-12

Así son las encías ‘de fresa’, un síntoma de enfermedades graves


Las enfermedades en la boca, ya sea en los dientes, las encías o en otras partes, suponen muchos problemas, tanto para niños y jóvenes como adultos.

Las más frecuentes son las caries y las enfermedades periodontales, como las inflamaciones de las encías. Existen muchos tipos de estas, algunas de ellas muy extrañas y peculiares.

Precisamente, una enfermedad de carácter periodontal es la que hace un par de años sufrió una mujer iraní de 42 años. La particularidad es que se trataba de una enfermedad muy extraña, que generaba encías muy hinchadas y engrandecidas, tanto que llegaban a cobrar una apariencia similar a la carne de fresa, en lo que los médicos describen como un caso grave y extremo.

LEER TAMBIÉN: XEROSTOMÍA : Diagnóstico y Manejo Clínico


Según el informe médico, esta ciudadana iraní se presentó en una clínica de dermatología para explicar que durante unas seis semanas había estado experimentando un caso de empeoramiento rápido y doloroso de hinchazón excesivo de las encías. Esta afección, llamada hiperplasia gingival, estuvo acompañada de hemorragias nasales recurrentes y tres úlceras necróticas que se habían desarrollado en su cara.

Cuando los médicos examinaron la boca de la paciente, observaron que su caso de hiperplasia gingival había evolucionado de una forma muy característica, hasta generar una “gingivitis de fresa”.

En la nota del caso, la dermatóloga Maryam Ghiasi, de la Universidad de Ciencias Médicas de Teherán, señala cómo las encías poseían una apariencia granular y hemorrágica.

En realidad, la imponente inflamación de la encía tenía como causa algo mucho más grave, una enfermedad vascular conocida como granulomatosis con poliangitis (o granulomatosis de Wegener). Esta es un tipo de inflamación de los vasos sanguíneos que afecta el tracto respiratorio superior y a los riñones.

En este caso, a la paciente se le diagnosticó la enfermedad, no solo por sus encías y llagas muy inflamadas, sino también por ciertos anticuerpos presentes en su sistema y por múltiples nódulos pulmonares. Si no hubiese sido tratada a tiempo, posiblemente la enfermedad habría tenido un desenlace fatal.

El tratamiento consistió en administrar varios fármacos, como un inmunosupresor llamado ciclofosfamida que a veces se usa en la quimioterapia. Sin embargo, nunca se supo si el tratamiento era el adecuado y si sus efectos fueron positivos, ya que la mujer desapareció sin ninguna explicación: el seguimiento completo del caso resultó imposible. Una verdadera lástima, ya que habría ayudado a conocer mejor los aspectos más ocultos de esta enfermedad.

Fuente : lasexta.com




Share:

Artículos relacionados

Comentarios

Disqus

Disqus comments:


Facebook

Facebook comments:

No hay comentarios:

Publicar un comentario