La depresión clínica en los ancianos


La depresión clínica en los ancianos es frecuente. Aunque, eso no quiere decir que sea normal. La depresión clínica afecta a cerca de 6 millones de estadounidenses mayores de 65 años. Sin embargo, sólo el 10% recibe tratamiento para la depresión.

La razón más probable es que las personas mayores suelen mostrar síntomas de depresión de manera diferente.


La depresión clínica en los ancianos también  se confunde frecuentemente con los efectos de múltiples enfermedades y los medicamentos utilizados para tratarlas.

La depresión clínica en los ancianos

¿Cómo la depresión en los ancianos se diferencia a la depresión en los adultos más jóvenes?

La depresión afecta a personas mayores de manera diferente que a los jóvenes.
En los ancianos, la depresión suele ocurrir con otras enfermedades y discapacidades y dura más tiempo.
La depresión en las personas mayores a menudo aumenta el riesgo de enfermedades cardíacas el cual puede llevarle a la muerte. Al mismo tiempo, la depresión reduce la capacidad de una persona de edad avanzada para rehabilitarse.
Los estudios en pacientes ancianos en los asilos, con enfermedades físicas, han demostrado que la presencia de la depresión en estos pacientes aumenta considerablemente la probabilidad de muerte.

La depresión también se ha asociado con un mayor riesgo de muerte, después de un ataque al corazón. Por esa razón, es importante a esa persona evaluarlo y de inmediato tratarla, e incluso si la depresión es leve.

La depresión también aumenta el riesgo de suicidio, sobre todo en los hombres blancos de edad avanzada. La tasa de suicidios en las personas de 80 a 84 años de edad, es el doble que de la población en general. El Instituto Nacional de Salud Mental considera que la depresión en personas mayores de 65 años es un problema importante en la salud pública.

Además, la depresión en la edad avanzada a menudo se acompaña con la pérdida de los sistemas de apoyo social, debido a la muerte de un cónyuge o hermanos, la jubilación o traslado de residencia.

Debido a los cambios en las circunstancias de una persona mayor, y su desaceleración en su físico, los médicos y familiares pueden pasar por alto los signos de la depresión. Como resultado de ello, no les intervienen a un tratamiento, lo que les obliga a muchas personas de edad avanzada seguir luchando innecesariamente con la depresión.

¿Cómo se trata el insomnio relacionado con la depresión en los ancianos?

El insomnio suele ser un síntoma de depresión. Nuevos estudios revelan que el insomnio es también un factor de riesgo para la aparición y recurrencia de la depresión, especialmente en los ancianos. Para tratar el insomnio, los expertos recomiendan a los nuevos "hipnóticos" medicamentos que son seguros y eficaces en las personas de edad avanzada.
Si no hay mejoría en el sueño,  el trastorno, o en la depresión, consulte a un psiquiatra o una psicofarmacología que pueden recetarle medicamentos o realizarle psicoterapias.

¿Cuáles son los factores de riesgo para la depresión en los ancianos?

Los factores que aumentan el riesgo de depresión en las personas mayores incluyen:

Ser mujer
Ser soltero, casado, divorciado o viudo
La falta de una red social de apoyo
Los acontecimientos vitales estresantes
Las condiciones físicas como el accidente cerebrovascular, hipertensión, fibrilación auricular, diabetes, cáncer, demencia, dolor crónico, puede  aumentar aún más el riesgo de depresión.

Además, los siguientes factores de riesgo para la depresión son frecuentes en las personas mayores:

Algunos medicamentos o combinaciones de medicamentos
El daño a la imagen del cuerpo (desde la amputación, cirugía de cáncer, o ataque al corazón)
Antecedentes familiares de trastorno depresivo mayor
Miedo a la muerte
Vivir solo, el aislamiento social

Otras enfermedades
Intento de suicidio
La presencia de dolor crónico o severo
Historia previa de depresión
Pérdida reciente de un ser querido
Abuso de sustancias

Los escáneres cerebrales de las personas que desarrollan su primera depresión en la tercera edad a menudo revelan manchas en el cerebro que no pueden recibir un flujo sanguíneo adecuado.
Los cambios químicos en estas células puede aumentar la probabilidad de depresión independiente de cualquier estrés de la vida.

¿Qué tratamientos existen para la depresión en los ancianos?

Hay varias opciones de tratamiento disponibles para la depresión
Estos incluyen medicamentos, psicoterapia o consejería, o terapia electroconvulsiva. A veces, una combinación de estos tratamientos pueden ser utilizados.

¿Cómo los antidepresivos alivian  la depresión en los  ancianos?

La mayoría de los antidepresivos disponibles se cree que es igualmente de eficaz en los adultos de edad avanzada.
Pero el riesgo de efectos secundarios o reacciones potenciales con otros medicamentos debe ser cuidadosamente considerado. Por ejemplo, ciertos antidepresivos más antiguos, como la amitriptilina y la imipramina pueden ser sedantes que también pueden causar una caída súbita de la presión arterial cuando una persona se pone de pie. Eso puede llevar a caídas y fracturas graves.
Los antidepresivos pueden tardar un poco más en empezar a trabajar, en las personas mayores que en las personas jóvenes.
Dado que las personas de edad avanzada son más sensibles a los medicamentos, los médicos pueden prescribir dosis más bajas al principio. En general, la duración del tratamiento para la depresión en los ancianos es más largo que en los pacientes  jóvenes.

¿Puede ayudar a aliviar la depresión, la Psicoterapia en los ancianos?

La mayoría de los deprimidos encuentran el apoyo en familiares y amigos, la participación en el auto ayuda, y grupos de apoyo, junto con la psicoterapia son útiles.
La psicoterapia es especialmente beneficiosa para aquellos que prefieren no tomar medicamentos y que tienen síntomas leves a moderados. También es útil para personas que no pueden tomar medicamentos debido a los efectos secundarios, como las interacciones con otros medicamentos, u otras enfermedades médicas.
La psicoterapia en los adultos mayores puede abordar una amplia gama de consecuencias funcionales y sociales de la depresión.
Muchos médicos recomiendan el uso de la psicoterapia en combinación con medicamentos antidepresivos.

¿Cuándo se utiliza la terapia electroconvulsiva (TEC) en los ancianos?

La terapia electroconvulsiva (TEC) puede jugar un papel importante en el tratamiento de la depresión en los adultos mayores.
Cuando los pacientes mayores son incapaces de tomar medicamentos antidepresivos tradicionales, debido a los efectos secundarios, o interacciones con otros medicamentos, o cuando la depresión es muy severa e interfiere con el funcionamiento básico diario, como: (comer, bañarse y arreglarse), la terapia electroconvulsiva (TEC) es un tratamiento seguro y eficaz.

¿Qué problemas afectan los tratamientos de la depresión en los ancianos?

El estigma asociado con la enfermedad mental y el tratamiento psiquiátrico es aún más poderoso entre los ancianos que entre los más jóvenes.
Este estigma puede mantener a las personas mayores de reconocer que están deprimidos, incluso a sí mismos.

Las personas mayores y sus familias, a veces erróneamente identifican, los síntomas de depresión como "normales" por las reacciones al estrés de la vida, o el proceso de envejecimiento.

Además, la depresión puede expresarse a través de los síntomas físicos, en vez de los síntomas tradicionales, esto retrasa el tratamiento apropiado. Además, las personas mayores deprimidas no pueden reportar su depresión porque creen que no hay esperanzas para ayudarles.

Las personas mayores también pueden estar poco dispuestos a tomar sus medicamentos debido a los efectos secundarios o a los costos del medicamento.
Además, teniendo otras ciertas enfermedades al mismo tiempo, la depresión puede interferir con la eficacia de los medicamentos antidepresivos.
El alcoholismo y el abuso de otras sustancias pueden causar o empeorar la depresión e interferir con el tratamiento eficaz.

Los acontecimientos infelices de la vida, como la muerte de familiares o amigos, la pobreza y el aislamiento, también pueden afectar la motivación de la persona para continuar con el tratamiento.

Publicado por:




Share:

Artículos relacionados


Related post

Disqus

Disqus comments:


Facebook

Facebook comments: